Universo Marvel 3.0


Noticias: Indica qué cómics has comprado este mes de junio. Pincha aquí.
Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate

Activación en pruebas del Foro UM

Hemos vuelto, y creemos que lo hemos hecho desde la realidad alternativa correcta. Si ves algún glitch o error, por favor, comunicalo. Gracias.

Favoritos 7 Favoritos

Autor Tema: MARVEL GOLD/MARVEL HÉROES CAPÍTULO 37: Las mismas historias pero en tomos gordos  (Leído 124365 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Desconectado Deke Rivers

  • Hombre X
  • ****
  • Mensajes: 3.880
    • Ver Perfil
En OG pueden continuar con Thor, Capitán América, Los vengadores... si realmente interesase mantener la línea viva. Aunque estuvieran editados en MG, no creo que hubiera problemas en reeditarlos así, si hubiera un interés en hacerlo, claro.

Respecto a los MH, como se van a editar material más moderno, pues ya está, tema solucionado en ese sentido.

Exacto.

Deberían de poder llegar hasta los MH publicados todas estas colecciones. Sería lo esperable y lo esperado.

Ese es un buen plan, efectivamente.


Celes, ¿Crees que el Amazing de Stern llegará a salir en OG?


Muchas gracias.


:cafe:

El MH sigue todavía disponible así que me imagino que no tienen prisa (además de que creo que lo publicarían en Obras Maestras o en Omnibus antes que en OG, pero es una opinión mía)

Desconectado Marvel Zuvembie

  • Eterno
  • *
  • Mensajes: 4.224
  • Sexo: Masculino
    • Ver Perfil
En OG pueden continuar con Thor, Capitán América, Los vengadores... si realmente interesase mantener la línea viva. Aunque estuvieran editados en MG, no creo que hubiera problemas en reeditarlos así, si hubiera un interés en hacerlo, claro.

Respecto a los MH, como se van a editar material más moderno, pues ya está, tema solucionado en ese sentido.

Pero eso de "invadir" con los OmniGold lo que se publicó en MG tapa blanda ya se está produciendo. En junio vamos a tener un tomo del Capitán América y en julio vamos a tener otro de Los Vengadores que pisan lo que ya salió en los Marvel Gold.

Luego ya material más minoritario como Capitán Marvel o Los Vengadores Costa Oeste están saliendo en Marvel Limited Edition.

Eso sí, van con pies de plomo a la hora de reeditar este material, algo que no entiendo mucho teniendo en cuenta que ha llovido bastante desde que salió en el otro formato. Para mí mejor, porque prefiero que se dé prioridad a lo que sigue inédito a color, como Daredevil, Iron Man, Hulk o Doctor Extraño.

Desconectado celes

  • Administrador
  • Celestial
  • *
  • Mensajes: 22.369
  • Sexo: Masculino
  • La vida es dura y luego te mueres
    • user/11327
    • Ver Perfil
    • Universo Marvel
En OG pueden continuar con Thor, Capitán América, Los vengadores... si realmente interesase mantener la línea viva. Aunque estuvieran editados en MG, no creo que hubiera problemas en reeditarlos así, si hubiera un interés en hacerlo, claro.

Respecto a los MH, como se van a editar material más moderno, pues ya está, tema solucionado en ese sentido.

Exacto.

Deberían de poder llegar hasta los MH publicados todas estas colecciones. Sería lo esperable y lo esperado.

Ese es un buen plan, efectivamente.


Celes, ¿Crees que el Amazing de Stern llegará a salir en OG?

Muchas gracias.

:cafe:

Creo que no.

Tampoco veo la necesidad, porque la edición de los OGs y los MHs es muy parecida. No sucede lo mismo con las series que en su momento salieron en tapa blanda.
“El problema con los aficionados es que quieren dos cosas: quieren crecimiento y cambio, pero no quieren que sea diferente. Y estas son dos nociones que entran en un conflicto terrible.”

[/center

Desconectado rockomic

  • Colaborador de la Web
  • Vigilante
  • *
  • Mensajes: 17.323
  • Sexo: Masculino
    • rockomic
    • Ver Perfil
La Patrulla-X: Omnigold 3: La Patrulla-X Vs. Magneto (1981-1982)




Reseña en la web de Universo Marvel:
https://www.universomarvel.com/resenas-la-patrulla-x-omnigold-3-la-patrulla-x-vs-magneto-1981-1982/


Tras la salida de John Byrne de la colección, parecía imposible encontrar un dibujante capaz de igualar su extraordinaria labor gráfica de su etapa recogida en los dos anteriores tomos, de modo que se optó por no correr riesgos y traer de regreso a Dave Cockrum, con quien Claremont se entendía a la perfección. Este tercer tomo de la Patrulla-X tras la Segunda Génesis recoge, en efecto, la mayor parte de la segunda etapa dibujada por Cockrum. En lo referente al trabajo de entintador, éste corre a cargo de Joe Rubinstein en la mayoría de los números, quitando el tramo final donde es Bob Wiacek quien toma el relevo.

Sin embargo, el tomo abre con un episodio con dibujante invitado, Brent Anderson. Un episodio que sirve de enlace entre dibujantes estables. Un estupendo artista, Anderson, que precisamente ese mismo mes estrenaba colección como dibujante fijo: el nuevo título de Ka-Zar.
Se trata de un relato en el que Claremont aprovecha para traerse como invitado al protagonista de uno de los títulos que él mismo está escribiendo, el Hombre-Cosa. Una práctica muy habitual del guionista, la de invitar a los personajes que escribe a pasearse por alguno de sus otros títulos, como bien comprobaremos a lo largo de este tomo.
Sin ir más lejos, el villano de la historia, el demonio D'Spayre, es una creación del propio Claremont en su etapa en Marvel Team-Up.
Pero el inesperado protagonista de la historia es Cíclope, que tras abandonar el grupo apenas se le había visto por estas páginas. De hecho, el relato no es otra cosa que una aventura solista del ex-patrullero. O un Team-Up con el Hombre-Cosa, si queréis. Claremont incluso empieza a construir una nueva cotidianeidad para Scott, incluido empleo y nueva pretendienta en la figura de la capitana de barco Aleytys Forrester. Un episodio, no obstante, del que fácilmente podemos deducir la pronta reincorporación de Cíclope a la Patrulla-X.
En cualquier caso, la aventura traslada a Cíclope a los Everglades, hogar del Hombre-Cosa. Un relato que es básicamente un ensayo sobre el miedo, con la frágil mente de Scott atrapada entre el juego manipulador de D'Spayre y la naturaleza empática del Hombre-Cosa. Un episodio muy de colección del Hombre-Cosa francamente interesante, y fácilmente superior a toda la etapa del mismo Claremont en el título del monstruo de la ciénaga.

Ahora sí, Dave Cockrum regresa a su antiguo puesto al lápiz en una línea argumental de mayor dimensión. Una aventura que apunta alto al contar con el Doctor Muerte como principal villano, siendo ésta la primera ocasión en que el archienemigo de los Cuatro Fantásticos se veía las caras con la Patrulla-X. Pero el ex-monarca de Latveria no es el único antagonista, sino que la saga también trae de vuelta a un Arcade -y su Mundo Asesino- que constituye una alianza de lo más extraña con el Doctor Muerte.
La trama cuenta como Tormenta, arrastrando con ella al resto de compañeros de grupo, cae de forma un tanto ingenua en la trampa perpetrada por Miss Locke, mano derecha de Arcade. A partir de ahí, cada uno de los miembros de la Patrulla-X quedan atrapados en una de las letales atracciones del parque de Arcade, en sendas secuencias. Pero no sólo ellos, sino que también un grupo de cuatro Hombres-X en excedencia formado por Kaos, Polaris, el Hombre de Hielo y Banshee corren la misma suerte en una escena posterior. Dicho de otro modo, abundantes dosis acción y diversión narradas con buen pulso por Dave Cockrum.
Hasta ahí bien. El problema principal de la saga tiene que ver con el Doctor Muerte y el tratamiento que Claremont hace del villano. Un Victor Von Muerte extrañamente blando hasta el punto de permitir a Arcade un trato de colegueo. El lunático villano llega hasta a encender una cerilla en armadura de Muerte sin que éste se lo haga pagar. Eso y la escena final con las humillantes disculpas hacen irreconocible a este Doctor Muerte. Un importante tropiezo de Claremont que, curiosamente, parece un ensayo del giro que luego aplicará a Magneto, esta vez dando en el clavo.
En cualquier caso, la saga vale más por sus golpes de efecto que por su conjunto. Y es que no es precisamente escasa en escenas potentes, destacando la fuga de cada Hombre-X de su particular trampa, especialmente la de Rondador Nocturno. También está la creciente intriga por la misteriosa tempestad y la traca final con la impactante irrupción de Tormenta convertida en una nueva "Fénix Oscura", de acuerdo con sus características.
Claremont también aprovecha la ocasión para seguir desarrollando a los personajes. De este modo, la naturaleza violenta de Lobezno sube un escalafón más tras encontrarnos ante una secuencia de su pasado, mientras que se ahonda en la claustrofobia que castiga a Ororo. Un trastorno causado por un trauma cuando era una chiquilla.
En síntesis, Doctor Muerte aparte, la aventura creo que ofrece suficientes alicientes como para pasar un buen rato de entretenimiento. Bastante por debajo, eso sí, de todo lo disfrutado en el anterior volumen.

A colación de lo comentado anteriormente sobre los diferentes títulos que escribe Claremont, vale decir que en esta primera mitad de tomo se intercalan dos episodios de la colección de Spiderwoman y un anual de los Vengadores. Episodios que reservo para los tomos correspondientes a estos personajes. No son números que afecten argumentalmente a la colección que nos ocupa por mucho que intervenga como invitada la Patrulla-X y estén escritos por Chris Claremont, y también pese a que en ellos se nos presente a Siryn, inesperada hija de Banshee, y a Pícara, como parte de la Hermandad de Mutantes Diabólicos liderados por Mística.

Claremont reserva todo el protagonismo a las mujeres en un episodio autoconclusivo que sirve de presentación para Calibán, un mutante que vive su marginación escondido en las cloacas y oculta su peculiar rostro tras harapos, en lo que se me antoja como un guiño al Fantasma de la Ópera. La asistencia de Kitty, Ororo, Spiderwoman y la profesora de danza de la primera, Stevie Hunter, a un recital de Dazzler es la excusa para ver en acción a las cinco mujeres ante la irrupción del nuevo mutante.
Un episodio en el que realmente ocurren muchas cosas en el plano interactivo y de desarrollo de los personajes. Banshee recibe la noticia de la existencia de su hija Siryn mientras Moira MacTaggert siente celos de ella, situación que da para la confesión de Ororo en el mismo sentido. La líder de la Patrulla-X se siente tan unida a Kitty, hasta un extremo madre-hija, que confiesa sentir celos de Stevie Hunter. Una relación afectiva, la de Ororo y Kitty, que seguirá presente durante todo el volumen y marcará algunas líneas argumentales.

I es que Claremont va resituando las piezas en el tablero de juego. El compañero de diversión de Rondador es ahora Lobezno, mientras que Coloso andará más ocupado en su creciente e inofensivo coqueteo con Kitty. Por otro lado, el Ángel abandona el grupo en disconformidad con la latente naturaleza violenta de Lobezno. La verdad es que Warren no acababa de encajar en el grupo y este acto de insolidaridad no acrecienta precisamente sus simpatías entre los lectores. Este hecho pronostica el regreso de Cíclope más que nunca.

Espíritu, por su parte, vuelve a recuperar buena parte del protagonismo tras un pequeño descanso. Se nota el cariño que Claremont tiene al personaje cuándo una y otra vez acaba por ser el centro de las miradas, el que obtiene mayor relevancia en esta etapa junto a Tormenta. En esta ocasión nos encontramos, al fin, con una Kitty cuyo comportamiento es más acorde a su edad. Por mucho que habitualmente reaccione como una mujer adulta, Kitty sigue siendo una preadolescente que hace chiquilladas y sufre regañinas de sus mayores.
El siguiente episodio, antesala del esperado regreso del archienemigo de la Patrulla-X, trae de vuelta a Garokk. El dios de piedra que se estrenó en la colección de Ka-Zar, reaparece con ansias de venganza justo cuando la Patrulla-X iba en busca de la guarida de Magneto.

Llegamos así al número 150 de la colección, un comic-book de doble grosor que quiere ser un punto de inflexión para la colección. Y lo es por dos acontecimientos. Primero por significar el reencuentro -y subsiguiente reintegro- de Cíclope en el grupo y, sobre todo, por el crecimiento de Magneto como personaje. Un giro que representa un antes y un después para el amo del magnetismo.
El hilo argumental de la Patrulla-X confluye al fin con el que iba protagonizando en paralelo Cíclope en los últimos números en una isla perdida en el Triángulo de las Bermudas.
Scott y Aleytys Forrester encuentran una monumental ciudadela de estética, digamos, atlante. Una construcción que resulta ser la nueva guarida de un Magneto preparado para poner en marcha su nuevo plan. Un plan de conquista mundial que ya alberga diferencias respecto a otras ocasiones en cuanto a que el mutante promete un mundo utópico en el que mutantes y humanos vivirían en paz bajo su mandato. Magneto saca los colores a los líderes mundiales en un sermón via satélite donde enumera cada una de las maldades de la raza humana, pero no está dispuesto a que la raza mutante sufra las consecuencias de su afán autodestructivo y de su supremacismo.
El clásico argumento del sacrificio de la libertad por una supuesta paz y estabilidad, nada especialmente nuevo. Lo realmente relevante está en el giro dado a Magneto, que ya empezamos a adivinar en esas condolencias sinceras a Scott cuando esté le informa de la muerte de Jean, y que se confirma en la impactante escena final. Creyendo haber matado a Kitty, una semejante suya, Magneto queda horrorizado de sí mismo al verse como un reflejo de lo que más detesta. Además, el amo del magnetismo hace referencia por primera vez a su doloroso pasado en los campos de concentración nazis, de modo que al fin conocemos cual es el germen de su odio hacia la raza humana.
Podríamos decir que el episodio se resume en lo relacionado a Magneto, porque la aventura en sí no ofrece mucho más. Tiene alguna escena impactante, como la de los misiles, pero creo que Dave Cockrum hace un trabajo menos satisfactorio de lo habitual. Quizás sea porque el escenario en el que ocurre la acción no es el más propicio para su capacidad creativa, o porque tuvo que trabajar con mayor celeridad al tratarse de un número doble, pero el resultado general es inferior al de los anteriores episodios.

La primera mitad de tomo queda cerrada con el quinto número anual de la Patrulla-X. Brent Anderson, que acompaña de nuevo a Chris Claremont, demuestra aquí su enorme talento con el lápiz superando sin problemas a Dave Cockrum.
Claremont, por su parte, decide traerse a los Cuatro Fantásticos como coprotagonistas de la historia. Ignoro si tendrá algo que ver que el cuarteto ya estuviera en manos de su ex-compañero John Byrne, pero resulta extraño ver a Sue en su viejo papel de ama de casa y cocinera, un rol que no encaja con el tratamiento de empoderamiento dado a las mujeres por parte de Claremont.
En cualquier caso, estamos ante una estupenda aventura en la que nuestros protagonistas vuelven a viajar al mundo extradimensional de Arkón, esta vez para combatir la amenaza de la Hermandad de los Badoon. Pura adrenalina narrada excelentemente por Brent Anderson.


Marvel Fanfare y la Tierra Salvaje.

En esta mitad de volumen se incluye una saga muy especial, ajena a la colección y no exactamente una aventura de la Patrulla-X, cuyo lugar más idóneo para ser recuperada era este tomo recopilatorio de la Patrulla-X que nos ocupa. Marvel Fanfare fue un título de contenidos varios diferente a lo visto hasta entonces en Marvel. No se trata realmente de una plataforma de lanzamiento para personajes emergentes tipo Marvel Premiere o Marvel Spotlight, sino de una colección con cabecera invariable y sin protagonista fijo que narra diferentes episodios del Universo Marvel, concretamente una historia principal y varios complementos.
Chris Claremont es precisamente el encargado de abrir fuego en Marvel Fanfare con esta saga inicial ambientada en la Tierra Salvaje protagonizada por la Patrulla-X, Ka-Zar y Spiderman. La parte gráfica se la reparten tres nombres: Michael Golden, Dave Cockrum y Paul Smith, este último futuro dibujante estable de la Patrulla-X.

La saga la podemos dividir en dos mitades. La primera está dibujada por entero por Michael Golden, que realiza un trabajo de primer nivel. La trama cuenta como el Ángel y Peter Parker, en calidad de reportero, viajan a la Tierra Salvaje en busca de Karl Lykos a instancias de su amada Tanya Anderssen. Lykos es el hombre cuyo alter ego monstruoso es Sauron, viejo conocido de la Patrulla-X. A su llegada a la Tierra Salvaje salen al encuentro de los visitantes Ka-Zar, su amigo Tongah y el propio Karl Lykos, mientras que los llamados Mutados de Magneto o Mutantes de la Tierra Salvaje (Niñolisto, Vértigo, Bárbarus, Gaza Timberius y Anfibio) son los primeros villanos de la obra.
Al parecer, esta historia fue realizada para ser incluida inicialmente en la serie Marvel Team-Up, entonces a cargo del propio Claremont, hecho que quizás explicaría la presencia de Tongah, que en la colección de Ka-Zar contemporánea a ésta saga figura como fallecido. O también la presencia de un Spiderman un tanto prescindible en el conjunto de la saga, que parece puesto ahí como reclamo de portada para un estreno de colección. Lo que ya no sé si queda tan justificado es el descuido en el sentido de que ninguno de los personajes parece atar cabos tras la inesperada aparición de Spiderman sumada a la presencia de Peter Parker.
El protagonismo de la segunda parte de la saga ya recae en la Patrulla-X al completo, además de Ka-Zar, y ya con la irrupción de Sauron como gran amenaza en alianza con Zaladane y los propios Mutados. En su plan de conquista de la Tierra Salvaje, los villanos aplican el Acelerador Evolutivo a nuestros héroes para convertirlos en criaturas grotescas involucionadas. A destacar la grata sorpresa del debutante Paul Smith en el capítulo final.
En síntesis, el resultado global de la saga es más que positivo. Una aventura apasionante.


Kitty a discreción y vuelta al espacio.

Volviendo al título propio de la Patrulla-X, Dave Cockrum se toma un descanso de dos números en los que Claremont construye un arco argumental focalizado una vez más en Kitty y Ororo. Tengo algunas dudas respecto al apartado gráfico. El primer número viene acreditado a Jim Sherman en el dibujo a lápiz y a Bob McLeod y Joe Rubinstein en el entintado, pero parece que buena parte del lápiz es cosa de McLeod, concretamente lo que sería la parte buena. O al menos es lo que yo intuyo. El segundo número no ofrece duda, todo el lápiz es de McLeod.

La trama significa el regreso del Club Fuego Infernal, una vez más liderado por Sebastian Shaw, secundado por Emma Frost (la Reina Blanca) y Harry Leland, y también de los Centinelas, los creados por Bolivar Trask, que esta vez trabajan bajo órdenes de Shaw. Pero se podría decir que eso es lo de menos, porqué la historia realmente profundiza en la relación entre Kitty y Ororo. La pequeña se encuentra de golpe con su realidad de menor cuando sus padres deciden sacarla de la escuela de Xavier para ingresarla en un instituto corriente. Luego no todo es lo que parece, pero lo bueno de este primer tramo es la sensibilidad que transmite toda la situación. Una secuencia que secundada por las delicadas figuras que dibuja McLeod me parece francamente hermosa.
La posterior situación, originada por la Reina Blanca al intercambiar su cuerpo y poderes con los de Tormenta, trae los momentos más jugosos, mientras que el enfrentamiento entre los dos grupos ofrece la parte de mayor acción.
Un arco que, sin menospreciar el trabajo gráfico de Bob McLeod, pertenece a Claremont más que nunca por cómo juega con los personajes y sus emociones. Mención aparte para un Lobezno que también es capaz de dar consejos de contención de ira.
Cabe también apuntar que Claremont nos vuelve a recordar, al fin, que Amanda Sefton (Jimaine Szardos), pareja sentimental de Kurt, ostenta poderes místicos.

Seguidamente, Cockrum regresa con las pilas cargadas en uno de los episodios más especiales de la colección: el Cuento de Hadas de Kitty.
Los integrantes de la Patrulla-X se apresuran a trasladar su nuevo cuartel general a la Isla de Magneto en el Triángulo de las Bermudas después de que las últimas batallas hayan dejado para el arrastre la Mansión de Xavier. Mientras tanto, Kitty encuentra un hueco para contarle una ocurrente fabula a Illyana Rasputín, hermana menor de Coloso. Algo así como la saga de Fénix Oscura convertida en un relato de las Mil y Una Noches, protagonizada por ella misma y por versiones alternativas de sus compañeros, algunas adecuadamente caricaturizadas.
Lo bueno del caso es que, uno tras otro, los integrantes de la Patrulla-X se van sumando tras la puerta de la habitación a escuchar la historia en un feliz momento de distensión para el grupo.
La benjamina de la Patrulla-X, por si quedaba alguna duda, se confirma como la alegría de la casa. El elemento más luminoso de esta colección y el que más la aleja de otras propuestas más oscuras de la época.

Algunos detalles que comentar en este encantador relato. En el cuento narrado por Kitty, la nave de la Patrulla-X, el Pájaro Negro, es aquí un dragón gigante llamado Lockheed. En el tomo que sucede al que tenemos entre manos veremos como Lockheed pasará a ser una realidad, aunque muy reducido de tamaño.
Por otro lado, la Patrulla-X paródica imaginada por Kitty sorprendentemente va a traspasar las fronteras del cuento, pasando próximamente a formar parte de una realidad alternativa.

Llegamos finalmente a la saga que cierra la etapa de la Patrulla-X recopilada en este volumen. Una saga que lleva a la Patrulla-X de nuevo al espacio para mayor satisfacción de Dave Cockrum. Se nota que el dibujante está en su salsa porque realiza uno de sus mejores trabajos. El espacio es el escenario más propicio para que Cockrum despliegue su gran talento para el diseño de personajes, razas, naves y demás artefactos, como ya quedó constatado en su primera etapa en la serie.
La aventura trae de nuevo a viejos conocidos de la colección, especialmente los Saqueadores Estelares y los Shi'ar, mientras que la gran novedad es para el Nido, una raza de alienígenas de diseño insecto-reptiliano en la que Cockrum probablemente se sintió influenciado por el Alien del clásico film de Ridley Scott. También están los Sidri, una plaga de organismos vivos que en realidad son pequeñas porciones de una nave, pero para diseño espectacular, la Acanti, el gargantuesco pez-ciborg que el Nido usa como nave espacial.
Claremont sitúa esta vez a la Tierra en el punto de mira de la amenaza alienígena de rigor. De hecho, parte de la acción sucede en la misma Tierra. Una clásica trama de ciencia ficción cósmica que bebe de varias fuentes, entre plagas alienígenas, invasores de otro mundo y politiqueo imperial. Pero tampoco se olvida de profundizar en la interacción emocional entre personajes, sin la cual estos comics no serían lo mismo, especialmente en el capítulo de parentescos. El Corsario, líder de los Saqueadores Estelares, desvela al fin a Scott su realidad parental, lo que da para secuencias de desarrollo emocional del mutante. Pero lo más inesperado nos lo encontramos en un personaje creado por el propio Chris Claremont en su etapa de guionista de Ms. Marvel: Ave de Muerte. La misteriosa alada resulta ser una Shi'ar y, para más señas, hermana de la emperatriz Lilandra Neramani, a quien reclama su trono. Ave de Muerte es precisamente una de las principales antagonistas de la saga, en alianza con el Nido y el almirante Shi'ar Lord Samedar.
En el flanco opuesto, al lado de la Patrulla-X, están Lilandra y el Canciller Araki, los Saqueadores Estelares, la Guardia Imperial comandada por Gladiador, y la vengadora Tigra, única disponible en ese momento. Simplificando, tal como ocurría en la saga original de la primera etapa de Cockrum, aparecen personajes de debajo de las piedras.
La peor parte se la lleva el Profesor X al meter su mente donde no debía. Xavier sufre un colapso que lo deja en estado catatónico. La telépata de la Guardia Imperial, Oráculo, intenta recuperar su mente sin éxito.

Sintetizando, la aventura es realmente apasionante y creo que no desmerece a la aquella gran saga donde nos eran presentados los Shi'ar.
En cualquier caso, la saga queda prácticamente en suspense dejando unos cuantos hilos abiertos. Momento que aprovecha Dave Cockrum para tomarse un merecido descanso antes de reanudarla, aunque eso es algo que queda para el siguiente volumen de esta colección.
Por el momento, en el número que sirve de epílogo de la saga, Claremont aprovecha para cambiar de tercio y desviar nuestra atención hacia otros asuntos. Concretamente hacia dos, primero se retoma el fantasma de la caza de brujas mutante, con el regreso del senador Robert Kelly. La segunda cuestión, y más importante, consiste en indagar en el presente de Carol Danvers. La que fuera Ms. Marvel lleva apareciendo en la colección, en su condición de huésped de Xavier, desde la perdida de sus poderes cósmicos y su alejamiento de los Vengadores. En una trama propia del género de espionaje, Danvers, acompañada de Lobezno, Tormenta y Rondador Nocturno, logra infiltrarse en el Pentágono con el fin de borrar archivos que podrían comprometer la seguridad de la Patrulla-X. Allí, el equipo infiltrado es descubierto por dos de los miembros de la Hermandad de Mutantes Diabólicos en sus ocupaciones civiles, Mística y Pícara, esta última precisamente la que robó los poderes a Carol. La trama parece una excusa para la escena final en la que vemos a Carol Danvers borrar también su historial como Ms. Marvel y como miembro de las Fuerzas Aéreas. Una excusa impecablemente ideada y desarrollada, todo sea dicho.
El caso es que la historia cierra una etapa para Danvers y abre las puertas a la renovación del personaje. Próximamente en estas páginas.

Como propina, el tomo termina con un relato perteneciente al magazín en blanco y negro Bizarre Adventures protagonizado por el Hombre de Hielo.
Una historia realizada por Mary Jo Duffy y George Pérez en la que el protagonista resuelve un robo en la facultad. Francamente prescindible.


Conclusión.

Este tercer tomo de la renovada Patrulla-X no está al nivel de los dos primeros, pero eso no significa que no esté a la altura de las expectativas. De hecho, una parte del volumen podría ser perfectamente equiparable a la primera etapa Claremont-Cockrum.
Quizás el primer tercio es el que pueda ofrecer más dudas, pero eso no impide que sigamos estando ante otro volumen imprescindible.

Desconectado Alchemax

  • Micronauta
  • **
  • Mensajes: 1.011
    • Ver Perfil
La Patrulla X de Claremont y Byrne y los Titanes de Wolfman y Pérez en mi modesta opinión, las dos mejores series de superhéroes de la historia. Insuperables.

Y bueno, también decir que Cockrum ha sido muy infravalorado. Tuvo la mala suerte de coincidir con Byrne. Pero este hombre era un crack.

Conectado Número 41

  • Vengador
  • **
  • Mensajes: 4.959
  • Sexo: Masculino
  • Brillante y cálida, violenta y hermosa.
    • Ver Perfil
La Patrulla X de Claremont y Byrne y los Titanes de Wolfman y Pérez en mi modesta opinión, las dos mejores series de superhéroes de la historia. Insuperables.

Y bueno, también decir que Cockrum ha sido muy infravalorado. Tuvo la mala suerte de coincidir con Byrne. Pero este hombre era un crack.

Cockrum es un poco tosco, pero tiene un curioso no sé que.

Conceptualmente era muy bueno, ese brutal Mundo Nido, los uniformes...
UMY 2021 al Forero Revelación

Desconectado Deke Rivers

  • Hombre X
  • ****
  • Mensajes: 3.880
    • Ver Perfil
Cockrum era un tanto arinoso y su estilo podría destacar en los 70 pero en los 80 ya estaba un tanto desfasadillo.

Desconectado rockomic

  • Colaborador de la Web
  • Vigilante
  • *
  • Mensajes: 17.323
  • Sexo: Masculino
    • rockomic
    • Ver Perfil
Lo suyo era la imaginación en diseños de personajes, mundos y demás.
Aportaba bastante a nivel creativo y por eso le encontramos ese nosequé muy suyo, aunque técnicamente tuviera sus limitaciones.

Desconectado Dahaka

  • Thunderbolt
  • *****
  • Mensajes: 2.998
  • Sexo: Masculino
  • Queralt-Núria UMY 2022 AL FORERO REVELACIÓN
    • dahaka
    • Ver Perfil
Siempre se dice que Cockrum tuvo la mala suerte de coincidir con la eclosión de Byrne, pero la estrella en ese momento era Dave. Se ve en que Byrne tardó en encargarse de las portadas hasta el UXM #126 o así. Muchas portadas eran de Cockrum o incluso de Perez,así que igual el que lo tuvo más difícil fue el simpático y humilde John Byrne.

Cockrum lo hizo bien durante la primera etapa, pero su retorno no fue tan afortunado, ya no tenía el punch de antes, pese a que todos recordamos esa saga del Nido con Lobezno infectado. Algunos para bien, otros para mal. Esas rayitas para indicar que estaba infectado...a mi no me convencían. Pero eso ya es gusto personal.
No puedo comprar lo que quiero porque es gratuito.
UMY 2005 2022 AL FORERO REVELACIÓN

Desconectado Winter Widower

  • Caballero del Espacio
  • *
  • Mensajes: 3.211
  • Sexo: Masculino
  • Casado con la Viuda Negra.
    • /user/25697
    • Ver Perfil
Se ha comentado alguna vez que series como Avenging Spiderman iría en Marvel Héroes, ¿previsión de publicación?

Desconectado celes

  • Administrador
  • Celestial
  • *
  • Mensajes: 22.369
  • Sexo: Masculino
  • La vida es dura y luego te mueres
    • user/11327
    • Ver Perfil
    • Universo Marvel
Se ha comentado alguna vez que series como Avenging Spiderman iría en Marvel Héroes, ¿previsión de publicación?

Ninguna por el momento.
“El problema con los aficionados es que quieren dos cosas: quieren crecimiento y cambio, pero no quieren que sea diferente. Y estas son dos nociones que entran en un conflicto terrible.”

[/center

Conectado istorki

  • Invasor
  • ****
  • Mensajes: 2.731
  • Centinela de la Clasicidad.
    • Ver Perfil
    • Mi hilo para cambios/venta de cómics.
Buenas, vamos a cerrar la tarde de sábado con lectura Black Power!!!

Hace nada pillé los dos omnigold de pantera. El primero es un auténtico tochal (no sabía que tenía dentro el MLE y casi me lo compró  :torta:).

La cosa es que me llegó antes el tomo dos y para matar el gusanete (y siempre prácticamente) según me llega un tomo me leo los artículos.

Es un punto como el en tomondos mencionan claramente que Mcgregor se despacha con Roy Thomas en su introducción del tomo 1, pero en este mismo tomo no indican ese detalle ni se menciona a Thomas (edito, si en el tomo pero en los artículos finales de Fonseca)., es mucho mas interesante leerlo sabiendo por que Mcgregor enfoca como enfoca la introducción al tomo.

Me ha llamado la atención la sinceridad del autor al hablar del bullpen y alguna que otra frase como "yo pensaba que el bullpen era como decían en los cómics...".

Es uno de los artículos de Marvel Gold/MLE/...  Donde más pullazos tira el escritor (al menos que yo recuerde haber leído).

Hace que te den ganas de leer lo antes posible los cómics del tipo sin pelos en la pluma.

También me siguen encantando las secciones del tomo que hablan de las ediciones españolas, tuvo realmente suerte pantera negra en España con Vertice yo creo, curioso como fórum saco luego también a Pantera en su colección contenedora de Marvel Heroes.

Interesante también por qué se tardó en sacar la colección o el cuasi cambio de nombre del super héroe.

Creo que son dos golds que me van a gustar bastante, por cierto que el contenido del dos parece carne de tomo Marvel Héroes totalmente, lo que hubiera sido en si mismo un homenaje a como se editó el personaje en España, pero bueno, en Marvel Gold está estupendo también.

Wakanda forever!!
« última modificación: 16 Marzo, 2024, 20:08:52 pm por istorki »

Desconectado MrKeating

  • Micronauta
  • **
  • Mensajes: 1.008
  • Sexo: Masculino
  • Long live the Legion!!
    • MrKeating
    • Ver Perfil
Buenas, vamos a cerrar la tarde de sábado con lectura Black Power!!!

Hace nada pillé los dos omnigold de pantera. El primero es un auténtico tochal (no sabía que tenía dentro el MLE y casi me lo compró  :torta:).

La cosa es que me llegó antes el tomo dos y para matar el gusanete (y siempre prácticamente) según me llega un tomo me leo los artículos.

Es un punto como el en tomondos mencionan claramente que Mcgregor se despacha con Roy Thomas en su introducción del tomo 1, pero en este mismo tomo no indican ese detalle ni se menciona a Thomas, es mucho mas interesante leerlo sabiendo por que Mcgregor enfoca como enfoca la introducción al tomo.

Me ha llamado la atención la sinceridad del autor al hablar del bullpen y alguna que otra frase como "yo pensaba que el bullpen era como decían en los cómics...".

Es uno de los artículos de Marvel Gold/MLE/...  Donde más pullazos tira el escritor (al menos que yo recuerde haber leído).

Hace que te den ganas de leer lo antes posible los cómics del tipo sin pelos en la pluma.

También me siguen encantando las secciones del tomo que hablan de las ediciones españolas, tuvo realmente suerte pantera negra en España con Vertice yo creo, curioso como fórum saco luego también a Pantera en su colección contenedora de Marvel Heroes.

Interesante también por qué se tardó en sacar la colección o el cuasi cambio de nombre del super héroe.

Creo que son dos golds que me van a gustar bastante, por cierto que el contenido del dos parece carne de tomo Marvel Héroes totalmente, lo que hubiera sido en si mismo un homenaje a como se editó el personaje en España, pero bueno, en Marvel Gold está estupendo también.

Wakanda forever!!


Prepárate mucho café para no dormirte con el soporífero McGregor  :cafe:

Conectado istorki

  • Invasor
  • ****
  • Mensajes: 2.731
  • Centinela de la Clasicidad.
    • Ver Perfil
    • Mi hilo para cambios/venta de cómics.
Buuu, pues leo por la noche, después del curro y la familia, y la serie ...

Vamos que me dura un omnigold tantos días como números USA tiene, aveces más. En vacaciones es otra cosa, o los findes que piso el acelerador si puedo.

No obstante, me aburren muchas veces cómics que se comentan como grandes etapas y otras que no menciona casi nadie me enganchan

Vamos a ver estos cómics de negros donde aparecen pocos blancos, no deja nada sin comentar Don...

Desconectado Jonaber

  • Invasor
  • ****
  • Mensajes: 2.613
  • Sexo: Masculino
    • jonaber
    • Ver Perfil
Lo de McGregor del primer tomo bien, pero lo del segundo tomo es denso, pesado, cansino. No es malo, pero se hace duro de leer entre los textos de apoyo, reflexiones de pensamiento y los discursos reiterativos. La estructura de serial de pocas páginas del MCP tampoco ayuda para leerlo de seguido, porque se alarga la historia innecesariamente y hay mucho resumen recordando lo que te has leído hace 4 páginas.

 

Carbonate design by Bloc
variant: carbon
SMF 2.0.7 | SMF © 2011, Simple Machines